Noticias

18/07/2019 - 11:47 General
verano, campamentos, 2019, discapacidad intelectual

El verano es para disfrutar, desconectar y relajarse. Y esto también se lo merecen los residentes del Centro San Juan de Dios. Por eso, cada año se organizan diferentes campamentos por unidades para hacer que los chicos pasen unos días estupendos de diversión y amistad

Uno de los primeros de este año ha sido el de Orea, en Guadalajara. 35 residentes han pasado ocho días en el albergue El Autillo. Ya son 19 años los que el centro realizada esta actividad en este mismo lugar, y el resultado siempre es fantástico. 

Los días pasan haciendo senderismo, comiendo al aire libre, realizando talleres y actividades en contacto con la naturaleza… Días de relax, sin horarios ni rutinas (siempre que las características del usuario lo permitan) que les hacen disfrutar de unos días de vacaciones.

Además, los dueños del albergue, que ya son miembros de pleno derecho de la familia hospitalaria, se portan estupendamente con todos poniéndoles música, haciendo barbacoas de despedida… Y su perra Rola es fiel al grupo, ya que desde la llegada acompaña a todos en las excursiones y cuida de que todo vaya a la perfección. 

Unos días fantásticos que alegran a los usuarios del centro y les hacen vivir nuevas experiencias.