Noticias

23/11/2018 - 08:35 General
salud mental, rehabilitación, psicología, psiquiatría

Hoy han tenido lugar las V Jornadas de Investigación en Rehabilitación Psicosocial en el Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos, con el objetivo de, como señala José María Manzano, psiquiatra y coordinador del área de Salud Mental, “promover el conocimiento de nuevos avances en el campo de la rehabilitación psicosocial para el trastorno mental grave y duradero”.

El acto ha sido presentado por Casimiro Dueñas O.H., superior del CSJD; Elvira Conde, directora gerente; Álvaro Pico, director médico del centro; Abelardo Rodríguez, coordinador técnico de la Red Pública de Atención Social a Personas con Enfermedad Mental Grave y Duradera de la Consejería de Asuntos Sociales de la Comunidad de Madrid; y José Manuel Cañamares, secretario de la Junta Directiva de Intress y coordinador del área de conocimiento de Salud Mental.

Como ha señalado José María Manzano, miembro del comité organizador, “es la única jornada de estas características y aporta un mejor conocimiento de los avances en este campo en los recursos de la Comunidad Autónoma de Madrid y en el abordaje de estos trastornos”. Por ello, va dirigida a profesionales de la salud mental que trabajan en este tipo de trastornos.

“En la actualidad -explica Manzano- el sector de la rehabilitación psicosocial se encuentra en un punto de necesaria renovación de los abordajes que se desarrollan, por ejemplo, en la implicación del usuario en su proceso rehabilitador y en una mayor atención a la humanización de la asistencia”.

La primera intervención ha corrido a cargo de Abelardo Rodríguez, coordinador Técnico de la Red Pública de Atención Social a personas con enfermedad mental grave y duradera, con la ponencia “Avances en Rehabilitación Psicosocial a las personas con trastorno mental grave en la Comunidad de Madrid: la experiencia de la red pública de atención social a personas con enfermedad mental grave y duradera de la Consejería de Políticas Sociales y Familia de la Comunidad de Madrid.

Ha definido el trastorno mental grave (TMG) como “un grupo de personas heterogéneas, que sufren trastornos psiquiátricos graves que cursan con alteraciones mentales de duración prolongada, que conllevan un grado variable de discapacidad y de disfunción social, y que han de ser atendidas mediante diversos recursos sociosanitarios de la red de atención psiquiátrica y social”. Por lo tanto, esta definición se establece en función del diagnóstico clínico, la duración del trastorno (cronicidad) y el nivel de discapacidad social, familiar y laboral que la enfermedad provoca en la persona afectada.

En cuanto a qué se entiende por rehabilitación psicosocial, lo define como “un proceso cuya meta global es ayudar a las personas con discapacidades psiquiátricas a reintegrarse en la comunidad y a mejorar su funcionamiento psicosocial de modo que les permita mantenerse en su entorno social y familiar en unas condiciones lo más normalizadas e independientes que sea posible".

Posteriormente, ha hablado de la experiencia de la Comunidad de Madrid de la Red de Atención Social a personas con enfermedad mental grave y duradera de la Consejería de Políticas Sociales y Familia.  Esta Red cuenta con diferentes tipos de centros y recursos de atención social especializada que ofrecen, en régimen de atención diurna (centros de rehabilitación psicosocial, centros de día de soporte social, centros de rehabilitación laboral, equipos de apoyo social comunitario) y de atención residencial (residencias, pisos supervisados y plazas de alojamiento en pensiones), distintos programas y actividades para atender las distintas necesidades sociales de estas personas. También se desarrollan programas y recursos específicos de apoyo a la reinserción social de personas sin hogar con enfermedad mental grave.

Esta Red ha tenido un importantísimo crecimiento en los últimos años pasando de las 1269 plazas existentes en mayo de 2003 a las 6.669 plazas de con las que se cuenta en julio de 2018. Las 5.400 nuevas plazas creadas desde 2003 hasta julio de 2018 suponen un 425 % de incremento. En la actual legislatura la Red desde julio de 2015 ha crecido en un total de 605 nuevas plazas con lo que Red cuenta actualmente con un total de 6.669 plazas.

Así pues actualmente la Red cuenta  con un conjunto de 225 centros y recursos de atención social especializada con un total de 6.669 plazas en los que trabajaban unos 1.460 profesionales; y que se articulan como una Red amplia, diversificada y territorializada que trabaja en estrecha coordinación y complementariedad con los Servicios de Salud Mental responsables del tratamiento y seguimiento y de la derivación de los usuarios a los distintos centros de la Red, a fin de asegurar una atención sociosanitaria integral a las personas con trastorno mental grave y apoyar a sus familias

Marta Rosillo, directora del CRPS “Los Cármenes”  y Carlos Salamero, Psicólogo Clínico. Director del CRPS “Martínez Campos”, ambos de la Comunidad de Madrid, han expuesto “La participación de las personas en su proceso de rehabilitación: La experiencia en los servicios de Intress”. Han realizado una breve introducción de “por qué hablamos de participación de las personas desde los movimientos de los usuarios de los servicios de salud mental (nada de nosotros sin nosotros) y la convención de derechos humanos de las personas con discapacidad, para definir después qué entendemos por participación y empoderamiento”. Para ilustrarlo, han puesto algunos ejemplos de participación en diversos procesos y , más concretamente, en la experiencia de revisión del modelo. A continuación, han dedicado una parte más extensa a explicar la participación de los usuarios en la experiencia de revisión del modelo de Salud Mental de Intress (MASM 2.0) y han finalizado con algunas conclusiones y perspectivas de futuro.

Por último, la mesa sobre “La Humanización en la Asistencia Sanitaria en Salud Mental en la CAM”, que ha corrido a cargo de Teresa Pacheco, subdirectora general de Humanización de la Asistencia Sanitaria. Durante su exposición ha respondido a la pregunta “¿Por qué rehumanizar la asistencia?” y ha hecho una revisión del antes y el ahora de la atención sanitaria basada en la humanización. Ha explicado cuáles son las líneas del Plan de Humanización de la asistencia sanitaria 2016-2019 de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid y dentro de estás, las específicas del área de Salud Mental. “La estrategias basadas en la humanización van a partir de tres bases prioritarias: modelo biopsicosocial y comunitario; respeto de los derechos humanos y la personalización y participación activa de todos los agentes (pacientes, entorno social de estos y profesionales)”.

Asimismo, ha revisado los objetivos y acciones específicas en esta línea, las cuales van en la misma dirección que el Plan de Salud Mental, destacando la importancia de la coordinación entre los diferentes niveles asistencias y áreas de la asistencia sanitaria.